Ministra María Paula Romo: las nuevas autoridades tendrán la colaboración y el respaldo del Gobierno

Quito, 4 de abril de 2019.-  En la reunión, que se desarrolló la mañana del 4 de abril, en el Palacio de Carondelet, entre los alcaldes electos y el Gobierno, la ministra María Paula Romo destacó la importancia de trabajar en conjunto entre las autoridades del Gobierno Central y las autoridades seccionales.

“Esperamos trabajar conjuntamente, colaborar con cada uno de los municipios, con cada uno de los Gobiernos Autónomos Descentralizados (GAD). Reciban del Gobierno el compromiso de que vamos a trabajar juntos en los objetivos comunes para el país”, fue el mensaje de la ministra María Paula Romo a los 200 alcaldes electos, que asistieron al encuentro con el presidente de la República, Lenín Moreno, y otras autoridades de Estado.

Durante el encuentro, la Ministra escuchó, uno a uno, los planteamientos e inquietudes de varios alcaldes electos. Los pedidos de las nuevas autoridades fueron atendidos por parte de la Ministra Romo y del equipo de servidores de la Secretaría Nacional de Gestión de la Política, con el fin de iniciar, desde ya, un trabajo articulado entre el Gobierno Central y los GAD.

De su lado, el presidente de la República, Lenín Moreno, realizó un llamado a los alcaldes electos del país a emprender una cruzada para orientar su gestión hacia ampliar la cobertura de programas sociales y servicios básicos -como agua potable y alcantarillado- y acelerar el proceso de conversión de nuestras urbes en espacios de convivencia y desarrollo resilentes.

El Jefe de Estado ha señalado que brindará todo el apoyo a las autoridades seccionales sin que interfieran ideologías. Además, mencionó que los alcaldes ya no serán mendigos del Gobierno Central. “Hoy las asignaciones de ley y los aportes del Banco de Desarrollo les permiten trabajar adecuadamente y planificar a tiempo las obras más urgentes. Solo en asignaciones del Ministerio de Finanzas, desde el inicio de esta gestión, se han entregado USD 4.350 millones”.

Moreno fue enfático en anunciar que constituye una vergüenza para el país la falta de acceso al agua potable y el alcantarillado. “Casi todos los municipios del país tienen déficit de agua potable y alcantarillado; tienen problemas de enfermedades y hasta de muerte. Trabajemos conjuntamente y asegurémonos que todas las ciudades del Ecuador tengan agua potable”, insistió.
Para proyectos locales, el Presidente recordó que, mediante el Banco de Desarrollo, “se han entregado a los Gobiernos Autónomos Descentralizados más de USD 630 millones para obras urgentes”.

Moreno señaló que el Gobierno Nacional tuvo que tomar decisiones de austeridad para no comprometer el futuro de la ciudadanía. “Hubo despilfarro en el Gobierno anterior, pero siempre hemos estado atentos a las necesidades de los gobiernos locales (…) Ahora soplan nuevos aires de libertad, tolerancia, respeto, justicia e inclusión. Ahora ustedes pueden decirnos qué necesitan para que el Gobierno de Todos actúe de manera inmediata. Ahora los mercados internacionales nos ven de mejor manera; cuando ustedes requieran financiamiento, van a ir con otra cara. Hemos logrado un récord de inversiones y se vienen tiempos mejores para generar empleo y dar mejores oportunidades de vida a nuestros ciudadanos”, remarcó.

En su discurso, dijo que las medidas de reducción del tamaño del Estado fueron pensadas en el beneficio de la mayoría y enfocadas a eliminar el derroche de los recursos. “Eliminamos instituciones públicas porque eran ineficientes o innecesarias. Aquellas empresas que estaban destinadas a mejorar las finanzas públicas tenían pérdidas cuantiosas y escandalosas que afectaban el futuro de los ecuatorianos”, señaló. Y exhortó a los alcaldes, responsables de una administración autónoma, a no enfocarse en las desvinculaciones de empleados con contratos temporales, sino en la responsabilidad y esfuerzo del Gobierno Central para mantener en sus funciones a 480.000 personas. “En el Estado ya no hay donde meter gente. No cabe ni una sola persona más en el Gobierno. Espero que eso tampoco le suceda a ninguno de ustedes. Los fondos públicos deben invertirse en bienestar y no en mantener la burocracia”, remarcó el mandatario.

Referente a los programas emblemáticos del Plan Toda Una Vida, el Primer Mandatario solicitó a las autoridades electas que busquen los terrenos para poder construir casas para los grupos más vulnerables. “Empodérense de los programas (…) cuando entregamos casas lindas y seguras a los más desprotegidos, cuando llega a su domicilio el médico del barrio, cuando el Banco del Pueblo golpea tu puerta y te da el crédito que necesitas para emprender tu negocio y que quieren transformar una idea loca en bienestar, en empleo, porque este no es un gobierno de empresarios, ¡este es el gobierno de los emprendedores!”, enfatizó.

De lado de las autoridades electas, el alcalde electo de la ciudad de Quito, Jorge Yunda, realizó una invitación al Presidente de la República y a los demás alcaldes al ‘encuentro nacional por el derecho a la ciudad’ que se organizará próximamente en la capital, con el objetivo de dar continuidad y seguimiento a la nueva agenda urbana de la Conferencia Hábitat III.

Recalcó que vivimos profundas trasformaciones radicales que ha hecho que las complejidades y tareas cambien de enfoque para los municipios. Resaltó que el reto de todos es combatir con los principales problemas que aquejan a las ciudades, como son la pobreza, violencia, desempleo y lograr un pleno desarrollo local a escala humana que sea responsable con la naturaleza.